31 de enero de 2011

SINDROME DEL NIÑO SACUDIDO

Luego de haber visto hace unas semanas el polémico vídeo de la maestra "loca" del yoga de bebés me quede aturdida pensando cómo es posible que para esta mujer lo que hace sea normal y hasta bueno para estas pequeñas criaturitas que acaban de nacer. Digo, ¿se creera tan infalible y perfecta como para no errar uno de sus bruscos movimientos?. Todo es posible y arriesgar con este tipo de practicas a un bebé indefenso a mi no me parece, que agradezca que viva en Rusia y lejos de por aquí.

Además me pregunto si esta señora habrá leido o habrá escuchado del síndrome del bebé sacududo, por si no conocen lo peligrosa que es esta práctica que muchos creen inofensiva, aquí les dejo esta información que he obtenido


Pediatria al día. En el síndrome del niño sacudido es imprescindible conocer cuándo se trata de un traumatismo de tipo accidental y de una lesión infligida por uno de los miembros de la familia o quien lo cuida, porque ambos producen tasa de mortalidad y letalidad altas, pero llevan procedimientos legales diferentes, de ahí, la necesidad de hacer un diagnóstico certero.

Ésta es una forma severa de lesión en la cabeza originada por una sacudida violenta de un bebé o de un niño. Usualmente se presenta cuando el bebé llora inconsolablemente y la persona que está a su cuidado se frustra y pierde el control. La sacudida violenta puede ocasionar lesiones severas en el bebé, daño cerebral permanente o la muerte. Las lesiones que sufre un bebé al ser sacudido generalmente ocurren en menores de 2 años, pero se puede ver en niños de hasta 5 años.

Consideraciones generales

El síndrome del bebé sacudido puede presentarse inclusive con una sacudida de sólo 5 segundos. Las lesiones tienen más posibilidades de presentarse cuando existe tanto aceleración (a causa de la sacudida) como desaceleración (cuando la cabeza se golpea contra algún objeto). Inclusive el hecho de golpearse contra un objeto suave, como un colchón o una almohada, puede ser suficiente para que los recién nacidos y los niños pequeños se lesionen. El resultado es un tipo de lesión similar al que se observa en algunos accidentes automovilísticos.

El síndrome del bebé sacudido es una forma de lesión severa en la cabeza producida por el rebote del cerebro dentro del cráneo del bebé cuando éste es sacudido. En esta lesión se observa lesión del cerebro, inflamación, presión y sangrado (hemorragia intracerebral), lo cual puede conducir fácilmente a la muerte o a un daño cerebral permanente. Generalmente, no se observan signos físicos externos de traumatismo, pero pueden presentarse cambios en la conducta del niño como irritabilidad, letargo, piel azulada o pálida, vómitos y convulsiones.

¿Son tan delicados y por cualquier cosa puede ocurrir esto?

El síndrome del bebé sacudido no se ocasiona por dar saltos suaves, balancearlo mientras se juega, levantarlo en el aire con suavidad o al trotar con él cargado. De la misma manera, es poco probable que este síndrome se presente a causa de accidentes como caerse de una silla, rodar por las escaleras o caer accidentalmente de los brazos de alguien. Las caídas pequeñas pueden ocasionar otro tipo de lesiones en la cabeza que son usualmente de menor gravedad.

En muy raras ocasiones, esta lesión se puede causar de manera accidental al levantar a un bebé en el aire o al trotar con él cargado sobre la espalda en un morral porta bebés. Esta lesión no se presenta a causa del juego moderado ni por el hecho de dar saltos suaves.

Prevención

Nunca se debe sacudir a un bebé o niño, ni al jugar ni por enojo. Incluso el hecho de sacudirlo suavemente puede llegar a convertirse en una sacudida violenta, cuando se está enojado.

No se debe cargar a un bebé durante una discusión.

Si la persona se da cuenta de que está molesta o enojada con su bebé, lo debe colocar en la cuna, salir del cuarto, tratar de calmarse y llamar a alguien para solicitarle ayuda.

Se debe llamar a un amigo o a un familiar para que venga y se quede con el niño en caso de perder el control

Para buscar ayuda y orientación, se puede hacer uso de recursos tales como la línea de maltrato al menor y la línea local para el manejo de la crisis.

Se recomienda buscar ayuda profesional y asistir a una escuela para padres.

No se debe ignorar la evidencia si se sospecha que un niño es víctima de maltrato en su hogar o en el hogar de alguien conocido.

Via Pediatra al día


0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Hola!, comenta con moderación. Los comentarios ofensivos, con lenguaje soez, o los que citen enlaces serán considerados Spam y no serán publicados. Puedes citar tu página web o blog usando la pestaña NOMBRE/URL..

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...